viernes, 13 de marzo de 2009

Biografía resumida de Arnulfo Miramontes





Compositor, director de orquesta, pianista, organista y pedagogo mexicano


Arnulfo Miramontes Romo de Vivar nació en el pueblo de Tala, Jalisco, el 18 de julio de 1881. Diez años más tarde, al quedar huérfano de padre, su familia decidió trasladarse a diversas entidades de Jalisco y, posteriormente, a la capital del estado de Aguascalientes, ciudad que más tarde consideraría como su tierra natal.

A la fecha, no ha sido posible establecer con claridad los pormenores de su formación musical, aunque muy posiblemente inició en Aguascalientes, donde llegó a convertirse, hacia 1895, en organista del Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe. Por lo pronto, puede afirmarse que lo más relevante de su formación fueron los estudios realizados hacia 1899-1900 con Francisco Godínez (entonces primer organista de la Catedral de Guadalajara), así como los efectuados de 1908-1909 en el Stern´sches Konservatorium der Musik de Berlín (actualmente Universität der Künste Berlin), donde tomó clases de piano con Martín Krause (discípulo de F. Liszt) y de armonía y composición con Philipp Rüfer. En este conservatorio compuso sus primeras dos obras representativas: la obertura La Primavera y el Cuarteto de cuerdas Nº 1

A su regreso a México se instaló en Aguascalientes, donde en 1910 la Comisión Central del Centenario de la Independencia Nacional le encargó la organización de una serie de conciertos en conmemoración por los cien años del inicio del movimiento independentista. En ese mismo año obtuvo un primer premio por su Cuarteto de cuerdas Nº 1, en concurso convocado por la entonces Secretaría de Instrucción Pública y Bellas Artes. 

La década de 1910 puede considerarse como la más prolífica de su carrera como compositor. En este periodo Miramontes escribió: Oficio de difuntos, Misa de Réquiem, Sonata para piano, Concierto para piano y orquesta, Primera Sinfonía, Sonata para violín y piano, Allegro Scherzando, Suite Sinfónica Mexicana, ópera Anáhuac, Baile Azteca y decenas de composiciones para piano, canto y piano, coro y órgano. Al finalizar esta década contrajo nupcias con la profesora María de Jesús Romo de Vivar y Pimienta (que era pariente suya, posiblemente prima en segundo grado), con quien tuvo su único hijo: Arnulfo de San Patricio.

En 1921 y 1923-1924 visitó por motivos artísticos los Estados Unidos de Norteamérica. Dentro de las actividades realizadas, se destacaron su participación en un recital poético musical en la Universidad de Columbia de Nueva York, donde tomaron parte la soprano María Luisa Escobar de Rocabruna y la poeta chilena Gabriela Mistral. De estos años también datan sus primeros contratos con diversos repertorios de música de la Ciudad de México y la composición de la Gran Marcha Triunfal. De 1927-1929 fue nombrado director titular de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, periodo en el que compuso su Ballet Sinfónico Iris, dedicado a los atardeceres de la ciudad hidrocálida.

En 1930 sus obras Marcha Querétaro y Preludio Cromático fueron premiadas por el "Concurso Musical Querétaro"; asimismo, se volvió integrante de la revista "México Musical", dirigida por Carlos del Castillo. Años más tarde compuso su Segunda Sinfonía y la ópera Cíhuatl. En 1934 fue designado nuevamente director titular de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes y al año siguiente obtuvo un segundo premio por su Poema Sinfónico de la Revolución, en un concurso organizado por la Secretaría de Educación Pública. En 1938 compuso Misa Solemne y Cuarteto de cuerdas Nº 2

En las últimas dos décadas de su vida Miramontes escribió su Tercera Sinfonía y cuatro oratorios, quedando el último de ellos inconcluso. También realizó contratos con el repertorio de música norteamericano Casa Baron Inc. (1950) y The Edwin A. Fleisher Music Colection of The Free Library of Philadelphia adquirió varias de sus obras orquestales (1942). En 1959 participó en el "1er Festival de Música Sinfónica de Compositores Mexicanos" organizado por el INBA. 

Dentro de su labor pedagógica, destacó su labor como docente en la Escuela de Música Sacra de Querétaro y el Conservatorio José Guadalupe Velázquez del mismo estado, así como en la "Academia de Piano y Composición Miramontes" que tenía sedes en Ciudad de México y los estados de Aguascalientes, Guanajuato, Hidalgo, Michoacán, Puebla, Querétaro, San Luis Potosí y Zacatecas.

Arnulfo Miramontes, compositor de cerca de 200 obras de estética conservadora en las que abordó todo tipo de género musical, murió en la Ciudad de México el 13 de marzo de 1960. Desde entonces, sus restos descansan en el Panteón Francés de dicha entidad.

lunes, 5 de enero de 2009

Discípulos de Miramontes: María Concepción Aguayo Mora (1910-2008)




La pianista María Concepción Aguayo Mora nació en la ciudad de Aguascalientes el 19 de diciembre de 1910. Sus padres fueron María Concepción Mora García de la Cadena y Francisco Eustaquio Aguayo Aguilar. Después de recibir a los 7 años de edad sus primeras lecciones de música en el Colegio de la Inmaculada Concepción (ahora La Paz), es que decide convertirse en pianista. Tiempo después se inscribiría en la "Academia de Piano y Composición Miramontes", donde realizó su formación musical hasta finalmente recibirse como Pianista Concertista en 1936, ofreciendo un concierto integrado por piezas de Chopin, Liszt y de Miramontes en el Teatro Morelos de su ciudad natal. 

A partir de ese recital aparecería constantemente en el escenario, incluso acompañando a la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes. Su labor como concertista no sólo se redujo a la labor de solista, pues formaría con sus hermanas María del Carmen (en el violín) y Rosa María (en el cello) el "Trío Aguayo Mora", que no sólo se presentaría en los principales recintos culturales, sino que también amenizaría las fiestas más refinadas de ese tiempo en la ciudad hidrocálida.

Concepción también dedicó su vida a la enseñanza, y no sólo musical, pues aparte de ser fundadora de la "Academia de Piano María Concepción Aguayo Mora", donde enseñó a tocar este instrumento a niños, jóvenes y adultos durante más de 70 años, se hizo cargo desde 1942 hasta 1982 de la "Academia Francisco E. Aguayo", fundada por su padre, donde se preparaban a Taquígrafas Secretarias. También fue maestra de música y taquigrafía en la secundaria del IACT desde 1963 hasta 1985.


En el 2007, el gobierno del estado de Aguascalientes le otorgó un reconocimiento por su incansable labor dentro de la esfera musical. La entrega fue realizada en el Teatro Morelos, el mismo recinto donde inició la aventura musical que empaparía de música los oídos de varias generaciones de hidrocálidos, misma que terminaría el 7 de noviembre de 2008, cuando fallecería en la ciudad de Aguascalientes.